Nunca sabremos la verdad

La negociación de la fiscalía con Tony Saca y sus funcionarios tiene muchas partes oscuras. El país nunca sabrá la verdad, y por lo tanto la justicia no llegará a los tribunales.

Les planteo algunas hipótesis en torno al caso. Quizá no sean hipótesis, más bien inquietudes respecto al tema.

1) ¿Por qué Tony Saca confiesa haber cometido delito después de 20 meses de cárcel? ¿Será que pensó que no habría un juicio justo y lo mejor era perder unos pocos años de su vida? En otras palabras, una jugada inteligente, de todos modos sin juicio había estado preso dos años.

2) ¿Si lavó 300 millones por qué solo tendrá que devolver 25 millones? ¿Dónde están los otros 275 millones? ¿Realmente se robó esa cantidad o es invención de la fiscalía? ¿Si no es invención será que los destinatarios son gente más poderosa que Tony Saca y por eso el fiscal no actúa?

3) ¿Por qué solo los altos funcionarios se han acogido a este beneficio legal y no los simples contadores? ¿Qué pasa con otros funcionarios que capturaron como Jorge Hernández? ¿Tenía, entonces, razón Mauricio Funes de que era testigo criteriado?

4) ¿Se pronunciará el partido ARENA ante el caso, pues es uno de sus presidentes el condenado a cárcel? ¿Devolverá ARENA y la ANEP el dinero desviado de Casa Presidencial en el gobierno de SACA?

5) Volviendo a las 275 millones que no va recobrar la fiscalía ¿Será que esos dineros son los empleados en la partida secreta, y por lo tanto ejecutados en el gobierno, pero si los declaran como uso ilegal, tienen un antecedente jurídico contra Mauricio Funes?

Estos casos deberían manejarse de manera técnica y transparente para que los ciudadanos aprendamos a confiar en la justicia. Sin embargo, el modo en que terminan, dejan mucho que desear, así no se le puede dar el beneficio de la duda a una fiscalía presa de la oligarquía de este país.

Por Alcides Herrera.

Te puede interesar