Siguen proyecciones negativas para el país en cuanto a la producción de granos básicos

Por Radio YSUCA.

En junio pasado, el economista Luis Membreño señaló que para este mes de agosto buena parte de la población iba a comenzar a padecer hambre, debido a la falta de producción de alimentos.

Estas proyecciones parece que se han comenzado a cumplir. Según Luis Treminio, presidente de la Asociación Cámara Salvadoreña de Pequeños y Medianos Productores Agropecuarios, CAMPO, los productores de granos básicos producirán menos.

Treminio dijo que el país producirá 20.2 millones de quintales de cereales en el ciclo agrícola 2022-2023, lo que significa que producirá 2.8 millones menos de los 23 millones que requieren los salvadoreños para alimentarse al año, según sus estimaciones.

Además, esta cosecha dejará 15 millones de quintales de maíz, 2.2 millones de frijol y sorgo, y 760 mil de arroz, es decir comparando el año anterior habrá 8.4 millones de quintales menos en relación con los 28.6 millones de quintales de la anterior cosecha de estos granos.

Según el presidente de CAMPO, Luis Treminio, los productores pasarán de cultivar 420 mil manzanas de terreno a 300 mil manzanas, debido a los altos costos de los fertilizantes, los cuales estima que han subido un 70% en comparación con el 2021.

De la siembra hecha a inicios de la época de lluvia se espera obtener un 60% de cosecha,  señala Treminio, pese a que es un buen porcentaje, el alimento sigue siendo bajo.

En El Salvador, la producción de granos básicos es reconocida como de subsistencia y debido a la falta de voluntad política ahora el país podría pasar hambre.

El agro en el país es visto únicamente como tema electoral, ya que durante las campañas se promete fortalecer al sector. Una vez concluida la contienda política, y al tener el control del Ejecutivo, quienes hicieron las promesas no brindan las políticas adecuadas ni estrategias para apoyar la producción nacional de granos básicos, concluye el representante de CAMPO.